Una flor Milenaria

Se ha descubierto un fósil de una flor, precursora de girasoles, margaritas y crisantemos, de 47,5 millones de años, en el noroeste de la Patagonia. Es un ejemplar muy especial por su antigüedad y también porque el registro de fósiles de estas flores son escasos.                                                                             Los estudios realizados sobre la flor determinan que el origen de los girasoles, margaritas, crisantemos, lechugas y achicorias, todas ellas pertenecientes a la familia de las asteráceas parece apuntar hacia Sudamérica. Estas especies están presentes en todo el mundo salvo por la Antártida.                            Viviana Barreda ha sido la encargada de liderar la investigación y ha declarado: “Es la familia más diversa de plantas con flores en la Tierra en términos de número de géneros y especies, y presenta una amplia distribución”. También se ha deducido que la flor crecería en un clima subtropical más bien templado y húmedo, con una temperatura de 19ºC de media.
Fuente de información: canal historia
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Actualidad, Arqueologia, Prehistòria. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s